Para los Cuidadores

Cómo reconocer un caso de abuso?

Cómo reconocer un caso de abuso?
Ajustar

Todos los miembros de Horizon NJ Health tienen derecho a recibir atención sin abuso. Los profesionales del cuidado, incluidos los proveedores de atención, deben denunciar las sospechas de abuso o negligencia de una persona, que incluyen:

  • Niños o adultos que residen en un ámbito comunitario; y
  • Personas mayores que viven en residencias con servicios de enfermería u otros centros de atención médica a largo plazo.

Tipos de abuso:

  • Abuso físico: – lesión o dolor físicos provocados por golpes, hematomas o contención mediante medios químicos o físicos.
  • Abuso sexual – contacto sexual de cualquier tipo no consentido.
  • Negligencia – falta de suministro de alimentos, refugio, atención médica o protección.
  • Explotación – apropiación ilegal, uso indebido u ocultamiento de fondos, propiedades o activos para beneficio de otra persona.
  • Abuso emocional – sufrimiento mental, angustia o ansiedad provocados por actos verbales o no verbales.
  • Abandono – desamparo de una persona vulnerable por parte de su responsable.
  • Autonegligencia – no realización de las tareas de cuidado de la salud diarias por parte de una persona mayor que amenaza así su propia seguridad o salud.

Si considera que un ser querido es víctima de abuso o negligencia, infórmelo de inmediato. ¿Cómo puedo informar un caso de abuso?

Abuso de personas mayores

La Administración de Asuntos sobre la Vejez (Administration on Aging), una administración federal, proporciona una lista de signos a tener en cuenta en un posible caso de abuso hacia una persona mayor.Si bien un signo no necesariamente indica que hay abuso, algunos signos revelan que podría existir un problema:

  • Abuso físico – hematomas, marcas de presión, fracturas de huesos, raspones y quemaduras.
  • Abuso emocional – ausencia sin explicación en actividades normales, cambio repentino en la lucidez y depresión inusual.
  • Abuso sexual – hematomas alrededor de las mamas o en el área genital.
  • Explotación – cambios repentinos en la situación financiera.
  • Negligencia – escaras, necesidades médicas sin atender, mala higiene y pérdida de peso inusual.
  • Abuso emocional – comportamientos que incluyen insultos, amenazas y otros usos del poder y el control.

Abuso infantil

El Departamento de Niños y Familias de Nueva Jersey (Department of Children and Families) proporciona una lista de signos a tener en cuenta en posibles casos de negligencia y abuso infantil.

Abuso físico

Indicadores físicos Indicadores del comportamiento
Hematomas y golpes sin explicación:
  • En rostro, labios, boca
  • En torso, espalda, nalgas, muslos
  • En varias etapas de curación
  • Agrupados, formando patrones regulares
  • Que reflejan la forma de un elemento utilizado para infligir (cable eléctrico, hebilla de cinturón)
  • En distintas áreas superficiales
  • Aparecen regularmente después de una ausencia, fin de semana o vacaciones

Quemaduras sin explicación:

  • Quemaduras de cigarrillos o cigarros, especialmente en la planta del pie, la palma de la mano, la espalda y las nalgas
  • Quemaduras por inmersión (con forma de calcetines o guantes, o con forma de rosca en las nalgas o el área genital)
  • Quemaduras con textura como las de un quemador eléctrico, plancha, etc.
  • Quemaduras de sogas en los brazos, las piernas, el cuello o el torso

Fracturas sin explicación:

  • En el cráneo, la nariz, la estructura facial
  • En varias etapas de curación
  • Fractura espiral o múltiple

Laceraciones o raspones sin explicación:

  • En la boca, los labios, las encías, los ojos
  • En el área genital externa
  • Se muestra alerta ante el contacto con adultos
  • Se inquieta con el llanto de otros niños
  • Le teme a los padres
  • Muestra temor de ir a su hogar
  • Informa una lesión provocada por los padres
  • Signos extremos del comportamiento:
    • Agresividad
    • Ausencia

Negligencia física

Indicadores físicos Indicadores del comportamiento
  • Hambre consistente, mala higiene, vestimenta inapropiada
  • Falta de supervisión consistente, especialmente en actividades peligrosas o períodos extensos
  • Apatía o fatiga constante
  • Necesidades médicas o problemas físicos sin atender
  • Abandono
  • Pide alimentos o los rob
  • Mayor permanencia en la escuela (llega temprano y sale tarde)
  • Se queda dormido en clase constantemente
  • Abuso de alcohol o drogas
  • Delincuencia (p. ej., robos)
  • Dice que no tiene cuidador

Abuso sexual

Indicadores físicos Indicadores del comportamiento
  • Dificultad para caminar o sentarse
  • Ropa interior con sangre, manchas o rasgaduras
  • Dolor o picazón en el área genital
  • Hematomas o sangrado en el área genital externa, en la zona vaginal o anal
  • Enfermedad venérea, especialmente en preadolescentes
  • Embarazo
  • No estar dispuesto a cambiarse para el gimnasio o participar en la clase de Educación Física
  • Ausencia, comportamiento infantil o fantasioso
  • Conocimiento o comportamiento sexual inusual, sofisticado o extraño
  • Poca relación con los compañeros
  • Delincuencia o huídas
  • Informa ataques sexuales por parte del cuidador

Maltrato emocional

Indicadores físicos Indicadores del comportamiento
  • Desórdenes en los hábitos (succionar, morder, balancearse)
  • Desórdenes en la conducta (antisocial, destructible)
  • Características neuróticas (trastornos de sueño, del habla, inhibición para jugar)
  • Signos extremos del comportamiento:
    • Sumiso, pasivo
    • Agresivo, exigente
    • Adulto inadecuado
    • Niño inadecuado

Esté atento. El sufrimiento que provoca el abuso y la negligencia generalmente es silencioso. Si descubre cambios en la personalidad o el comportamiento, debe comenzar a preguntar qué está sucediendo. Recuerde, verificar si existe abuso no es su tarea. Solo debe alertar a otros sobre sus sospechas.