Apoyo a los miembros

Un programa de salud y bienestar para los niños

Preguntas frecuentes sobre exámenes de detección
Ajustar

Si el médico dice que mi hijo tiene que ser “examinado” por algo, ¿significa que mi hijo está enfermo?

No. Significa que el médico solo lo revisará para detectar un posible problema de salud. Un examen de detección generalmente consiste en un examen rápido, una prueba de laboratorio, una medición o algunas preguntas a contestar. Los médicos realizan exámenes para detectar los primeros signos de un problema de salud. Si un examen de detección indica que puede haber un problema de salud, el niño tendrá que realizarse más pruebas o visitar a un especialista para ver si hay un problema de salud real o alguna otra afección.

Si los resultados de las pruebas o un especialista detectan un problema de salud, el médico hablará con usted y su hijo sobre cómo aliviar o tratar la afección. Juntos, decidirán lo que sea necesario para mantener a su hijo en el mejor estado de salud posible. Sea cual fuere la naturaleza de la afección médica de su hijo, su médico le ayudará a decidir sobre el tratamiento que mantendrá a su hijo lo más saludable posible, sea que esto incluya medicamentos recetados, terapia o algo tan simple como hacer ejercicio o tener una alimentación más saludable. Cuanto antes sepa que existe un problema, más pronto podrá tomar las medidas para su mejora, antes de que la afección empeore o provoque más problemas.

¿Puedo pedirle a mi médico que le realice un examen o prueba especial a mi hijo?

Sí. Los padres pueden sugerir que sus hijos sean sometidos a exámenes de detección selectivos, los que solo se realizan a niños que presentan riesgo de contraer ciertas afecciones. Si le preocupa que su hijo esté en riesgo porque actúa de una determinada manera o muestra síntomas de algún problema de salud, debería hablar con el médico de su hijo al respecto. Como resultado, se haría un examen de detección selectivo. Por ejemplo, si estuviera preocupado porque su hijo estuvo con un familiar que ha contraído tuberculosis (TB), y quiere saber si su hijo ha estado expuesto a la TB, es probable que su médico le realice una prueba de detección de TB a su hijo.

Un examen de detección universal es cuando todos los niños necesitan realizarse un determinado tipo de examen a cierta edad. Por ejemplo:

  • Todos los niños deberían realizarse un examen físico en cada visita de control.
  • En Nueva Jersey, el envenenamiento por plomo es frecuente. Todos los niños cuyas visitas de control están cubiertas por el programa NJ FamilyCare deberían realizarse pruebas para la detección de plomo entre la edad de 1 y 2 años, y hasta los 6 años si no se realizaron las pruebas anteriormente.

Incluso para exámenes de detección universales, sus inquietudes o informes sobre la conducta de su hijo son siempre valiosos y bienvenidos. Por ejemplo, si nota que su hijo habitualmente tranquilo y de buen comportamiento de pronto comienza a tener rabietas o arrebatos, o se muestra callado y retraído en lugar de ser extrovertido como siempre, debería informar al médico de su hijo. Es posible que estos cambios en la conducta sean signo de un problema de salud.

¿Qué significa que un niño esté “en riesgo”?

“En riesgo” significa que un niño tiene una mayor probabilidad de tener un problema de salud que la mayoría de los niños de su edad. Las condiciones o situaciones que ponen en riesgo a un niño se denominan “factores de riesgo”. Entre los ejemplos de factores de riesgo para los niños están los antecedentes familiares (enfermedades que padecen los miembros de una familia), una enfermedad crónica (un problema de salud de larga duración, como la diabetes), la mala nutrición y la presión de los pares para consumir drogas. Los niños con alto riesgo de tener un problema de salud son sometidos a exámenes de detección selectivos. Un médico analizará todos los riesgos de un niño para decidir si es necesario realizar un examen.

Mi primer bebé nacerá pronto. Ninguna de las pruebas prenatales ha demostrado que mi bebé tenga algún problema. Sin embargo, estoy preocupada porque una amiga tuvo a un niño que nació inesperadamente con una enfermedad genética. ¿Puedo consultar a un pediatra acerca de mis inquietudes sobre mi bebé? También estoy nerviosa por ser madre primeriza.

Sí. Puede programar una visita prenatal con un pediatra para hablar sobre sus inquietudes. Si es posible, sería útil que estuvieran los dos padres presentes en la visita. Se les pedirá a ambos que completen un formulario con los antecedentes médicos de sus respectivas familias. El médico también podría hablarles sobre los exámenes para detectar problemas genéticos que se realizan a todos los recién nacidos antes de abandonar el hospital, y de los exámenes de detección que se ofrecen durante las visitas de control a medida que su bebé crece. Después de que el médico le indique lo que se puede hacer para detectar problemas temprano, es probable que le recomiende no preocuparse, ya que no es bueno para su salud. En su lugar, piense en lo maravilloso que será conocer a su nuevo bebé.

Para hallar a un pediatra en su área, visite el Directorio de proveedores de Horizon NJ Health en Internet o llame al número gratuito de Servicios para miembros de Horizon New Jersey: 1-800-682-9090 (TTY/TDD 711).

Mi bebé tiene 1 mes de vida y se encuentra muy saludable. ¿Por qué debería llevarlo al médico??

Cuando lleva a su hijo a las visitas de control programadas, el médico lo examinará para verificar que su hijo haya alcanzado los hitos del desarrollo, es decir, aquello que la mayoría de los niños puede hacer a determinada edad. El médico le administrará vacunas a su hijo para prevenir problemas de salud muy graves y también lo examinará para detectar ciertos problemas según la edad del niño. Los exámenes de detección durante las visitas de control pueden detectar problemas ocultos para luego tratarlos. Los tratamientos que comienzan en la infancia pueden evitar problemas de salud más graves en el transcurso de la vida.